Detienen sospechoso de atentado terrorista en Barcelona

 

Foto Suministrada

El terrorismo ha golpeado hoy Barcelona, dejando al menos 13 muertos y decenas de heridos. Según la Generalitat, hay al menos 32 heridos, diez de gravedad. Ese es el balance que arroja de momento el atentado que un grupo radical ha cometido poco antes de las seis de la tarde con una furgoneta en La Rambla, en pleno corazón de la capital catalana. Los Mossos han confirmado que se trata de un ataque terrorista coordinado y han detenido a Driss Oukabir. El terror ha cundido esta tarde en todo el centro de la ciudad, que ha sido evacuado y cerrado de inmediato mientras la policía busca a los autores del atentado. La policía ha encontrado una segunda furgoneta, con la presuntamente han huido otros de los presuntos terroristas mientras sigue peinando la ciudad buscando a otro de los autores, al que algunos testimonios dan atrincherado en un restaurante del Raval.

LEE TAMBIÉN EN MSN: Lo que se sabe del atropello hasta el momento
El caos ha reinado esta tarde en la capital catalana. Alrededor de las seis de la tarde, miles de personas corrían por las calles del centro de la ciudad después de que una furgoneta arrollara a decenas de personas a lo largo de un tramo de unos 500 metros, desde la plaza de Catalunya hasta enfrente del Liceu. El último balance, según fuentes policiales, arroja 13 muertos. La Generalitat solo confirma un fallecido y 32 heridos, diez de los cuales se hallan en estado de gravedad, pero el Departamento de Interior, Joaquim Forn, no descarta que esa cifra pudiera incrementarse dado el estado en el que se hallaban muchos afectados.

La incertidumbre y el pánico han cundido en el centro de la ciudad, donde la gente ha salido en estampida cuando al ser evacuado. Una hora después, los Mossos d’Esquadra confirmaron que se trataba de un atentado terrorista. La policía detuvo a Driss Oukabir, que alquiló la furgoneta en Santa Perpètua de Mogoda (Barcelona). Sin embargo, la policía catalana halló un segundo vehículo —con el que supuestamente debían huir algunos de los autores del crimen— en las cercanías de una hamburguesería de Vic y de forma paralela trataba de arrestar a otro presunto terrorista que algunos testimonios ubicaban en un bar del Raval de Barcelona.

ADEMÁS PUEDES LEER: Los testimonios del horror
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha suspendido sus vacaciones y ha hablado por teléfono con el presidente de la Generalitat de Cataluña, Carles Puigdemont, y con los líderes de los partidos de la oposición tras el atropello. Un gabinete de crisis, compuesto por las autoridades autonómicas, la Delegación del Gobierno, los Mossos d’Esquadra y la Guardia Civil, se reúne en Barcelona para estudiar la situación. La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, se dirige a Barcelona para coordinar la respuesta al ataque.
A pesar de que España está en alerta terrorista desde 2015, no había sufrido ningún ataque terrorista de corte islamista desde la explosión coordinada de bombas en el tren de cercanías en Madrid, el 11 de marzo de 2004, con 192 muertos y más de 2.000 heridos. En el último año ha habido en Europa ocho atentados con atropello, un método que requiere poca planificación, que suele provocar numerosas víctimas y al que han recurrido cada vez más los yihadistas.

Share Button